Así nace

Estándar

7c810abb34ab0172337e089fd469bc28

Ella y el viento azulado.

Ella y las luces otoñales.

Búsqueda plena de formas y eufemismos.

Fantasías distorsionadas por la agonía.

 

Él y el cielo difuso.

Él y el destello aniquilador.

Fases de ritos y plegarias absurdas.

Gélidos los pesares que se develan.

 

Y en un medio hostil, degradante.

Los labios se llaman, se descubren.

Intermitencia temporal.

Y así nace.

Eso que llaman amor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s