Mirada

Estándar

pareja-abrazo

Silentes las estrellas que rondan nuestro cielo.
Sinceras las voces que estallan en medio del vendaval.
Dulzura inconmensurable que atrofia los pensamientos.
Mirada etérea que revela lo que oculta la soledad.

Puedo guiarte a lo peor de mí; a los pasados desconocidos.
A todos los amores que perdí.
Puedo llevarte a los rincones oscuros de la memoria.
A aquellos parajes donde odié intensamente… donde fui infeliz.

Aún con toda esta vida que cargo en los hombros plagada de errores,
de fracasos.
Aún con el alma rota de tantos dolores infringidos.
Necesito que me digas…

¿Vas a ser capaz de quererme todavía?

Ella lo contempló por unos escasos segundos, con aquella intensidad tan suya. Y en un susurro apenas perceptible, se le escapó la respuesta:
Voy a amarte con todos tus demonios juntos.
Y sin más que decirle, lo abrazó con ternura para no dejarlo ir jamás.